Crítica de Shameless

0
loading...

Análisis de la serie Shameless

Shameless o las aventuras de ser humilde. La serie Shameless norteamericana nos presenta las aventuras y malabarismos de la familia Gallagher, el padre Frank, abandonado por su mujer, derrocha todo el dinero que consigue en alcohol y drogas, mientras sus seis hijos luchan por conseguir el dinero que les hace falta para sobrevivir.

La serie, que a mi forma de ver, empieza como una comedia, va evolucionando consiguiendo a veces dar brochazos de drama familiar, provocados por la tormentosa situación en la que se encuentra la familia de Frank, a la que él solo acude cuando necesita de ayudas o apoyos, ocasiones en las que sus hijos, prácticamente en su totalidad, muestran rechazo por el padre que no ejerce sus funciones como tutor legal.

La historia se desarrolla en los suburbios de Chicago, en un barrio humilde donde todos los que aparecen en la serie tienen su propia historia. Ya en el capítulo piloto nos dan trazas de hacia donde va encaminada la serie, presentándonos a la mayoría de los personajes principales. Obviando, claramente, los que se sumarán con el paso de las temporadas y tramas que componen esta serie.

La familia Gallagher, compuesta por el padre, Frank, el borracho despreocupado y derrochador. Fionna, la hermana mayor, que intenta buscar financiación como sea para que sus hermanos puedan llevar una vida digna. Lip, el hermano inteligente y vago, el mayor apoyo de Fionna a la hora de das soporte a la familia. Ian, el pelirrojo, representa el gremio homosexual, muy presente durante toda la serie. Debbie, la hermana menor, es una clara representación del paso de niña a adolescente con todas sus consecuencias.

Carl, el hermano menos, criado sin una figura paterna clara e influenciado por el ambiente en donde se crió y el barrio y el hermano menor Liam. También podríamos incluir como protagonistas, aunque secundarios a Vi y Kevin, los vecinos de los Gallagher y a algún que otro habitante del distrito. Y a Sheila, Mandy, Mickie y Steve. ¿cómo olvidarnos de ellos?

Una comedia familiar con tintes dramáticos. Aunque la serie empieza con unos claros rasgos de comedia, con situaciones apropiadas a este género. La verdad es que podríamos encuadrarla también dentro del drama familiar, ya que muchas de las tramas de la serie giran en cuanto a la evoluciones de los personajes, constante durante toda la serie y a sus tramas dentro y fuera de la familia, que a veces cogerán tintes más propios de drama que de comedia.

Fionna y Victoria  son dos de las protagonistas

Entre el deporte y las series gira el mundo

Leave A Reply