FINAL TERCERA TEMPORADA THE WALKING DEAD

3

Análisis completo sobre la tercera temporada de The Walking Dead

Y llegó el día en que terminó la tercera temporada de The Walking Dead y siento una sensación agridulce que me está atormentando. The Walking Dead es sin duda, una de las mejores series del momento, pero esta tercera temporada ha tenido demasiados altibajos y muchos episodios han quedado bastante insulsos y planos.

A destacar claramente como los primeros 8 episodios de la temporada han estado mucho más por encima que los 8 últimos episodios, recordemos que esta temporada ha sido más larga y se ha dividido en dos etapas de 8 episodios.

Si no has visto las 3 temporadas de The Walking Dead no leas este artículo:

En la segunda temporada de la serie, la mejor de todas sin duda, se cambió la casquería y las vísceras gratuitas por la reflexión y el sosiego, entendido no como un descendo de la acción sino como una interiorización de unos personajes que hasta entonces habían pasado sin pena ni gloria, planos y vacíos.

En la granja de Hershel de la segunda temporada, los personajes encuentran un remanso de paz, respecto a la amenaza zombie, que hace que poco a poco sus otros miedos empiecen a florecer, sus angustias y sus sentimientos más humanos: envidias, bajas pasiones, necesidad de democracia, etc

Se ha confirmado que Shane era un personaje demasiado importante para prescindir de él, (si bien es cierto que en los cómics dura mucho menos tiempo y el personaje se mantuvo más tiempo en la serie) y creaba el contrapunto perfecto entre la antigua condición humana (antes de la era zombie) encabezada por Rick y la nueva civilización en la que se impone una nueva forma de entender la vida, ante los zombies el fin parece justificar siempre los medios.

Varias preguntas filosóficas inundaban la pantalla y hacían reflexionar al espectador ¿Qué harías tú en un mundo post-apocalíptico? ¿Se está convirtiendo el ser humano en una amenaza mayor que los propios zombies? Las muertes de Shane y Dale no hicieron más que avivar el debate…el cual llegó a su cénit con la postura de Rick Grimes de comenzar una dictadura en la que él y solamente él tomaría las decisiones en un grupo mermado por las muertes, como única vía de supervivencia, Rick se tuvo que poner el disfraz de malo para irónicamente proteger a sus seres queridos.

En esta tercera temporada, Rick ha permanecido demasiado tiempo perdido y atormentado por sus propias decisiones, la difícil decisión de convertirse en una suerte de dictador fue una losa demasiado pesada para él, prueba de ello es su locura transitoria avezada por los fantasmas de Lori. Finalmente Rick vuelve al camino del hombre recto que siempre ha sido y parece haber encontrado la paz consigo mismo.

Personajes destacables han sido sin duda, el del Gobernador y sobre todo Michonne que ya se ha ganado a pulso la simpatía de la audiencia. Y la vuelta de Merle un personaje completo de esos que gustan a los críticos.

Por otro lado, otros personajes han pasado casi de puntillas Hershel, sus hijas, incluso el propio Daryl, mi personaje favorito, ha pasado bastante de soslayo.

No obstante, estamos ante Walking Dead y esta temporada ha tenido grandes episodios y momentos memorables, como el episodio 3×04 Killer Within (asesino interior) en que los zombies siembran el pánico en la prisión y se produce la inesperada muerte de Lori y de T-Dog, éste último un lastre que la serie debía de soltar cuanto antes. En este episodio asistimos al nacimiento metafórico de un nuevo personaje, Carl, que deja de ser un niño tímido e inmaduro para convertirse en un adolescente más próximo a los ideales de Shane que de su propio padre, Rick.

En un flashback fantástico, Carl recuerda como su padre un día le dice en el granero que éstos tiempos ya no son para “cosas de niños” y llegará el día en que tenga que tomar “decisiones importantes”: acabar con el sufrimiento de su propia madre es una experiencia traumática que cambiará a ese “niño” para siempre. Y así lo podemos comprobar al final de la tercera temporada cuando decide disparar a un rebelde que se había rendido, algo oscuro empieza a crecer en Carl, algo que lo convierte ahora en uno de los personajes más interesantes.

En esta temporada, a los zombies ni se les ha visto, ni se les ha temido, la amenaza era el Gobernador, el personaje malvado de los cómics que por fin ha hecho aparición en la serie, al igual que Michonne.

Por lo demás, muchos episodios vacíos, que no aportaban nada y ni siquiera avanzaban en las tramas, han sido episodios mal entendidos como reflexivos, ya que ni siquiera ahondaban en las preocupaciones latentes de unos personajes que de nuevo han quedado algo desdibujados.

Algo habrá pasado cuando los creadores de la serie, tras emitirse el último episodio 3×16 “Welcome to the tombs” (Bienvenidos a las tumbas) se han apresurado a anunciar que para la cuarta temporada de The Walking Dead los Zombies volverán a ser la gran amenaza real para los personajes de la serie, que habrá mucha más acción y giros dramáticos más espectaculares.

Pese a todo, The Walking Dead sigue siendo para mí una de las mejores series de la actualidad, una pena que haya que esperar tanto para poder seguir disfrutando de The Walking Dead

¿Qué te ha parecido esta temporada? ¿Cuál es tu personaje favorito?

 

Community Manager y Responsable en Marketing online. Licienciado en "Administración y Dirección de empresas" y en "Publicidad y RRPP" por la Universidad de Murcia. Máster sobre Marketing online en la Escuela Europea de Negocios. Apasionado del marketing, puedes seguirme en los blogs que administro. Sobre series de tv (SerieManiac.com) y fotografía (Atravesdemiespejo.com). Aficionado a la fotografía, las series de televisión extranjeras y al cine. Actualmente inmerso en una novela que estoy escribiendo. He disfrutado viviendo un tiempo en países como Australia, Irlanda, Inglaterra o Dinamarca.

Discussion3 comentarios

  1. Completamente de acuerdo, he oído muchas veces decir que la segunda temporada fue la más aburrida, para mi fue la mejor, en esta tercera han intentado hacer una mezcla de esa introspección característica de la segunda metiendo la acción por parte del gobernador pero creo que ha fallado en varias cosas, para empezar con Andrea, un personaje brutal en los cómic que ha quedado como una paria en esta temporada. También con los hermanos Dixon, me emocioné muchísimo con la vuelta de Merle y las situaciones que eso iba a plantear pero creo que perdieron la oportunidad de hacer algo mejor con los hermanos.
    Lo que si que me ha encantado a sido el papel de Rick, como lo han llevado y como lo ha interpretado Andrew Lincoln, para mi lo mejor de la temporada.
    Genial artículo 🙂

  2. Pingback: NOTICIAS SERIE THE WALKING DEAD | SerieManiac

Leave A Reply